Pure Nelson, Ivar y Ondina Dubai protagonistas del 25 de Mayo

Pure Nelson superó por una cabeza a Glorious Moment en el GP 25 de Mayo (G1). Foto: HSI

Pure Nelson (Mount Nelson) no pudo escoger mejor escenario para ganar su primer Grupo 1: el Gran Premio 25 de Mayo, una de las pruebas icónicas del calendario hípico argentino. Y de que manera. El cuatro años, que prepara Hugo Antonio Azcurra, enseñó el camino a sus rivales durante los 2.400 metros de recorrido y tiró de corazón para aguantar la atropellada final de Glorious Moment (Treasure Beach) al que aventajó por una cabeza. Tercero, sin opción a la victoria fue Seulement Catcher (Catcher In The Rye).

«La idea era tratar de esconderlo, pero se me puso delante. Afortunadamente, el caballo me ayudó mucho», reconoció su jinete Francisco Goncalves que no pudo evitar que el que fuera millero (esta fue tan sólo su tercera salida en 2.000 o más metros) tomara el mando desde que se abrieron las gateras en la que fue su primera carrera en la Argentina desde que en marzo disputara el Longines Gran Premio Latinoamericano (G1) en Chile.

Ivar mantuvo su invicto en el GP Gran Criterium (G1). Foto: HSI

Por primera vez en 40 años, un potrillo extranjero ganó el Gran Premio Gran Criterium (G1) y lo hizo aflojándole su jinete en los últimos 50 metros, así llegó a la meta Ivar (Agnes Gold), que después de permitirse esa licencia aventajó en 6 cuerpos a Roman Joy (Fortify). “Es una máquina. No esperaba que ganase tan fácil, venía muy bien durante la primera parte y cuando lo puse a correr reaccionó con un corazón impresionante”, declaró emocionado José Aparecido Da Silva. Una exhibición que cobra mayor valor si tenemos en cuenta que la nómina presentaba media docena de invictos. Special Dubai (E Dubai) fue tercero.

Ondina Dubai, al igual que Ivar, sigue invicta tras ganar el GP de Potrancas (G1). Foto: HSI

Ondina Dubai (E Dubai) mantuvo su condición de invicta y se impuso con autoridad en la milla del Gran Premio de Potrancas (G1), que estuvo marcada por el fuerte ritmo que imprimió la favorita Joy Epífora (Fortify) con un parcial de 47″98 en los 800m sobre una cancha «muy brava» como reconoció nada más bajarse de la ganadora Maximiliano Adrián Giannetti. “Es chiquitita pero tiene el motor de una Ferrari», añadió.

La del Stud M. de G. que afrontaba la distancia por primera vez, tenía únicamente un floreo, se adaptó muy bien a la pista blanda y remató con fuerza para dominar desde los 250m. Segunda, a 2 cuerpos, fue In Her Honour (Exchange Rate), mientras que Grantland (Violence) ocupó la tercera plaza a 3 1/2 cuerpos de la vencedora.